Recuerdan a Rigo Tovar con homenaje en Festival del Mar en Matamoros

(Semblanza)

México, 28 Mar. (Notimex).- Rigo Tovar, considerado un icono en la escena musical mexicana, gracias a la fusión de ritmos como la cumbia, balada, el bolero y algunos elementos del rock, será recordado en su natal Matamoros, a 67 años de su nacimiento, dentro de las actividades del Festival del Mar 2013.

Con motivo de su natalicio, el 29 de marzo, y por su aniversario luctuoso (27 de marzo de 2005), en esta edición del encuentro cultural, que tendrá lugar del 28 al 30 de marzo, se rendirá un tributo a Tovar, afamado por canciones como “El sirenito” y “Cómo será la mujer”, sólo por citar algunas.

El popular cantante, quien se caracterizó físicamente por su larga cabellera y lentes oscuros, nació el 29 de marzo de 1946 en Matamoros, Tamaulipas, de donde viajó a la capital mexicana a principios de la década de los años 70, época en la que inició su éxito musical.

Rigo Tovar García, su nombre completo, realizó en 1970 la grabación de su primer material discográfico, el cual tituló "Matamoros querido" y rápidamente alcanzó los primeros lugares de popularidad en México y en Estados Unidos, dado que en las ciudades de Houston y Brownsville, Texas, existía una gran cantidad de migrantes de esta ciudad fronteriza.

Llegó a la capital mexicana con tres discos bajo el brazo, los cuales le produjo Gastón Ponce Castellano, quien junto con Rigo vendieron los derechos de la producción en serie a una disquera, en el inicio de una mejor etapa.

Por diversos rincones del país comenzó a sonar entonces el pegajoso ritmo de los temas de Rigo con su conjunto Costa Azul, con el cual mezcló elementos nuevos para su música a partir de la tecnología del momento, la cual él supo aprovechar.

Declarado admirador de los grupos de rock, Rigo incluyó la guitarra eléctrica y el sintetizador como elementos destacados en su sonido.

Fue entonces que surgió "El ídolo de las multitudes" e impuso entre sus seguidores en los años 70 y 80 el brinco que solía dar en el escenario; se hizo tan famoso, que su público adoptó además el lema "Rigo es amor".

En 1976, grabó uno de sus éxitos más conocidos "La sirenita" y logró vender más de millón y medio de copias sólo en la República Mexicana, así como más de 700 mil en Estados Unidos, según estimaciones de los productores.

Para 1982, el cantautor sorprendió a la prensa al participar en un evento al cual asistieron casi 350 mil personas en el Río Santa Catarina, en la ciudad de Monterrey, Nuevo León.

Millones de discos vendidos y cientos de giras en el marco de una trayectoria brillante conformaron lo mejor de "la era de Rigo Tovar". Su nombre se imprimió entonces como una leyenda dentro del panorama artístico mexicano.

A principios de marzo de 2005, Rigo tuvo que ser hospitalizado para ser atendido por diversas afecciones, producto de la diabetes que lo aquejaba desde hace dos décadas.

A las 17:00 horas del 27 de marzo de 2005 murió en su casa de la Ciudad de México, a consecuencia de un paro cardiorrespiratorio.

Al cantautor le sobreviven su esposa Isabel Martínez, sus hijos Elvia, Gibrán y María Luisa; además de Cristopher y Sara, producto de su relación con Teresa Martínez; Rigo Tovar Scott, procreado con la cantante Nelly Scott; y Ángel, hijo de María Magdalena Ángeles Palacios, conocida como Leonor, quien era su pareja al momento de su deceso.

En 2006, a un año de su muerte y en el marco del aniversario de su natalicio, el autor de éxitos como "¡Oh qué gusto de volverte a ver!", "Lamento de amor" y "Perdóname mi amor por ser tan guapo", fue homenajeado en el Zócalo de la Ciudad de México por diversos grupos de rock, así como con el lanzamiento del disco "Rigo es amor".

Cuatro años más tarde, el cantautor fue recordado en Oaxaca con la proyección del documental "Rigo Tovar, una confesión total", realizado por el cineasta Víctor Vio en 1979 y en el cual quedó plasmada la imagen del cantautor como un icono social.

Además, los integrantes del grupo musical Costa Azul, con el que Rigo se dio a conocer, le rindieron un homenaje en un parque de Matamoros, donde revivieron éxitos como "El sirenito", "Mi Matamoros querido", "Mi amiga, mi esposa, mi amante", "Lamento de amor" y "Perdóname mi amor por ser tan guapo".

Las composiciones de Tovar se caracterizan por mezclar ritmos como la cumbia, balada y el bolero con elementos de rock; debido al empleo de instrumentos como los sintetizadores moog y el uso de efectos de sampleo, el músico es considerado precursor de la tecnocumbia.

NTX/ALL/FEP/LRL

Cargando...

YAHOO NOTICIAS EN FACEBOOK