Niños prodigio brillan con su música en Internet

Con el acceso de los padres a las redes sociales y las múltiples webs de videos en las que buscan abrir un camino para sus talentosos hijos, los casos de niños que conocen el éxito 2.0 a velocidades récord. En algunos casos, como Justin Bieber, parecen haber llegado para quedarse, mientras que en otros su fama resulta tan efímera como cualquier otro viral. Aquí tenemos dos casos que pueden tomar uno u otro camino, pero que ya han despertado el interés masivo.

- Andy Lee (Hong Kong): basta ver las versiones que realiza para quedarse maravillado con la capacidad de este niño a sus cinco años. Es tan impactante que ya surgieron dudas sobre la autenticidad de los videos, pero lo cierto es que Andy parece ser un caso serio.


Lo suyo no es el rock, pero entre sus covers hay de todo, con improvisaciones que impactan por la velocidad con que ejecuta y por su artístico final, siempre coronado con una sonrisa.
El furor generado en la web (el video está cerca de alcanzar el millón de visitas) le generó un impacto mediático en diarios y la TV de su país. Hasta tiene un final estilo “artista torturado” que lo hace ver como un genio en miniatura.

En su Facebook se pueden recorrer la serie completa de fotos que reproducimos en esta nota, en las que aparece actuando para multitudes en su país, además de ser transmitido por TV.

 - Murp (Estados Unidos): es la banda de dos hermanos británicos encabezada por "Little" Aaralyn, que se hizo famosa con su primer hit, "Don’t brush my hair in knots" (“No me peines con nudos”), y que ahora volvió con un nuevo hit, "Zombie skin" ("Piel de zombie”), que se puede apreciar en el video relacionado.

Tanto la cantante como su hermano Izzy, el baterista, se ven más “maduros”. Aaralyn ha crecido notablemente y aúlla como toda una rock star, aunque su garganta difícilmente resista este tipo de vocalización por mucho tiempo.


Los padres aseguran en la página de Facebook de la banda que el nombre Murp significa "una manera de insinuar satisfacción, o simplemente una manera de contestar cualquier pregunta sin dar una respuesta".

El origen de la banda fue la intención de enviar una canción al programa de TV de Nickelodeon iCarly. En todo caso, lo que cualquier padre llamaría “berrinche”, Aaralyn e Izzy lo llaman “música”, y no les está yendo mal. Los “murpters”, como se hacen llamar sus fans, aseguran que el futuro del rock está salvado gracias a estos brothers.
Cargando...