Accidente de Montoya detiene las 500 millas de Daytona

DAYTONA BEACH, Florida, EE.UU. (AP) — La carrera de las 500 millas de Daytona de NASCAR continuaba la noche del lunes después de una suspensión de más de dos horas, tras una fuerte explosión causada cuando el colombiano Juan Pablo Montoya chocó contra un camión cargado con combustible para reactores.

Mike Helton, presidente del serial NASCAR, dijo que después de haber esperado tanto tiempo (debido a la lluvia), valía la pena "esperar otros 30 minutos para completar las 40 vueltas".

Las cuadrillas de limpieza trabajaron por más de dos horas y dejaron la pista despejada. La carrera se reanudó despues de la medianoche.

Cuando la carrera estaba bajo bandera de precaución y Montoya iba rezagado lejos del resto de los competidores, algo falló en su auto, que comenzó a derrapar fuera de control hacia uno de los camiones usados para secar la pista, que cargan un reactor y más de 700 litros (200 galones) de combustible.

El Chevrolet número 42 embistió al camión y desató una fuerte explosión con grandes llamaradas que derramó combustible en la pista del famoso autódromo de Daytona.

Montoya resultó ileso, pero se lo vio tambalear en el césped al costado de la pista, mientras que el conductor del camión necesitó ayuda para salir.

Tomó varios minutos a los trabajadores de seguridad apagar el incendio, y luego siguió la tarea de retirar el camión de la pista y el combustible derramado. Retirar el camión sin dañar la pista fue todo un reto.

Montoya, quien dijo que su casco se chamuscó por el fuego y que le dolía un pie, señaló que sintió una vibración en su auto antes del accidente.

"He golpeado muchas cosas, ¿pero a un secador de pista?", comentó. "Simplemente se sintió realmente extraño, y cuando estaba hablando por radio, el auto simplemente giró a la derecha", agregó.

A los pilotos se les permitió salir de sus autos después de aproximadamente 10 minutos de rodar bajo bandera roja. Dale Earnhardt Jr. se había quejado que tenía que ir al baño, y Brad Keselowski estaba escribiendo en su cuenta de Twitter desde el interior de su vehículo.

Dave Blaney iba primero al momento del accidente, seguido por Landon Cassill, Tony Raines y David Gilliland. Todos son pilotos relativamente desconocidos en la Copa Sprint de NASCAR.

La carrera legendaria ya se había tenido que postergar durante más de treinta horas por la lluvia y se largó finalmente la noche del lunes. Pero en la segunda vuelta, hubo un accidente que dejó afuera al cinco veces campeón Jimmie Johnson y otros competidores.

Cargando...